• DroideTV

Review: "Han Solo: una historia de Star Wars"



Una cinta entretenida que nunca profundiza, una historia que juega a lo seguro, y al final no parece tan extraordinaria como la leyenda de Han Solo lo pedía. Sin embargo el conjunto de elementos, sobre todo el resto de los personajes, la vuelven divertida aunque no la más memorable de la franquicia.

El nombre de Han Solo hace emocionar a los fanáticos de Star Wars, incluso aquellos que nunca han visto alguna de las cintas lo conocen, es parte de la cultura popular, y por ello una película dedicada a su historia clamaba por ser épica. Por ser una historia de aventura emocionante, con escenas y diálogos que los espectadores repetirían después de salir del cine. Sin embargo, aunque este es un filme entretenido, nada de eso sucede.

Nunca nos encontraremos con una película aburrida de Star Wars, mucho menos en la nueva etapa con Disney, porque la formula está establecida y siempre encontraremos ingredientes que crean escenas divertidas e incluso graciosas. Y así sucede en "Han Solo", hay momentos graciosos, hay acción, la música ambiental ayuda mucho a crear secuencias básicas que ponen una sonrisa cuando llegan.

La mano de Ron Howard es evidente, pero también la transición de directores, el estilo y tono en conjunto de siente un poco desequilibrado, como si la cinta se hubiese atrevido a algo más y se contiene.

El problema viene en que las aventuras nunca llegan a un éxtasis que te hacen gritar o ponerte al filo del asiento como lo esperarías. Los momentos que pondrán a suspirar o dejar con la boca abierta, sobre todo a los fanáticos, serán aquellos cuando aparecen un par de personajes de la saga por sorpresa y que tendrán un papel importante en las próximas cintas.

El peligro acecha pero la mano divina también, en la primera escena de conflicto, la casualidad salva a los protagonistas, en el segundo momento intenso también la salvación llega en el ultimo momento, en la tercera la emoción se diluye porque ya sabes que se salvarán. Y no es que eso no suceda en estos filmes, sabemos que los héroes prevalecerán, pero las soluciones vienen tan mágicamente que aminoran el impacto. Porque cuando todos mienten a todos, resulta que todos sabían que habían mentido, por ejemplo.

La parte emocional es también vista superficialmente, hay un sacrificios y muertes que nunca sufren duelo. Y no es que eso deba detener la historia y la acción, simplemente son momentos que pueden detonar o hacer reaccionar a los personajes y ofrecernos más matices en sus actuaciones. Hay un par de traiciones, yendo al final de la película, una de ellas impredecible, que no tienen el eco necesario y deberían. Y no es que estas cintas no puedan tener momentos dramáticos, la escena de Luke y Darth en "The Empire Strikes Back" es un clásico incluso del cine en general. Aquí no existe nada siquiera intentando emular.

Pero no es la peor película, simplemente es la más segura, sencilla, básica. Alden Ehrenreich tiene en sus hombros el filme y logra llevarlo, una actuación decente, un esfuerzo notable. El personaje se inclina mucho al lado positivo, haciéndolo un héroe agradable, que mira el lado positivo de los demás. Su uso del humor es una de las mejores herramientas.

Los personajes a su alrededor son excelentes, un punto positivo y negativo a la vez. En primera porque otorgan buenos momentos, enganchamos con ellos de inmediato en muchas ocasiones. Y por lo mismo, opacan en la mayoría de los casos al protagonista. Qi'ra, interpretada por Emilia Clarke parece la damisela en peligro al comienzo, pero al paso de la cinta se vuelve interesante, poco a poco devela capas de su personalidad y resulta en momentos inesperados. Beckett, encarnado por Woody Harrelson es otro personaje interesante aunque no explotado como pudiese, pero sin duda uno de los más carismáticos.

Los tres grandes ganadores son Chewbaca, ahora interpretado por Joonas Suotamo, tiene un arco interesante, y sin hablar inglés (o español, según el formato de la cinta), logra emocionar y transmitir mucho más que quienes tienen lineas de dialogo en cada momento. Y el resto de los que roban escenas, como era de esperarse son Lando y la androide L3-37. Por una parte, quizá sea por el carisma y trabajo actoral de Donald Glover, pero desde el primer momento en que está a cuadro es un deleite, la interacción con el resto, incluso sus conflictos emocionales y personales le dan una gama para trabajar que aprovecha. La androide sigue un poco la tradición de K-2SO, ocurrente, muy graciosa, con una personalidad muy divertida. Cada segundo a cuadro es un deleite. Lo malo con estos dos últimos es que sus escenas son escasas, o será que su presencia es tan agradable que dan ganas de verlos más.

Si eres fan de Star Wars será imprescindible, y nada te detendrá para ir a verla. Si no eres pero te llama la atención, las fallas como tener una historia sencilla y sin muchas ramificaciones podría ser algo positivo para disfrutar.

Una aventura donde el piloto es interesante pero el resto de sus acompañantes son una delicia mayor, que mantiene la nave a flote, no alcanza la velocidad más rápido que la luz, pero el viaje es agradable.

Calificación: 78 puntos

Por Luis

#hansolo #starwars #review #moviereview

© 2023 by The Artifact. Proudly created with Wix.com

  • Facebook B&W
  • Twitter B&W
  • Instagram B&W