• DroideTV

James Wan ofrece otra muestra de talento en “Malignant”

El director se inspiró en el género de horror giallo.

Conocido por sagas de horror como “Saw” o “The Conjuring”, el director James Wan sigue creando camino en el género con “Maligno”, el cual describe como un tributo al “giallo” italiano.


En “Maligno” Madison está paralizada por visiones de asesinatos espeluznantes, y su tormento empeora cuando descubre que estos sueños de vigilia son, de hecho, realidades aterradoras. Gran parte del atractivo del filme reside en su homenaje al “giallo”, un subgénero de terror popularizado por el cineasta Dario Argento y que, en el caso de esta producción se concreta en una estética marcada por los tonos rojos y negros y por ciertos detalles estridentes y casi operísticos de su puesta en escena.


Wann expresó a la Agencia EFE que su primera experiencia con el “giallo” fue “Profondo rosso” (1975), de Dario Argento, y tuvo un enorme impacto en él cuando era un adolescente. La cinta toma una estructura narrativa de detectives, misterio y “quién lo hizo”, y la ensombrecía con muchas capas de una dirección verdaderamente singular que él no había visto hasta entonces.


Nunca pensé que se pudiera tomar una historia de detectives y convertirla en una cinta de terror, pero eso es básicamente lo que Argento hizo.

El cineasta piensa que ahora más que nunca en su carrera, que la gente lo conoce más por películas de gran presupuesto como “Aquaman”, él quería regresar y recordar a los seguidores del terror que todavía es uno de los suyos.

“Maligno” juega con las ideas de la maternidad y la familia: “Madison es una mujer que siempre ha querido ser madre y, pese a que está casada con un hombre horrible, quiere tener esa conexión con un niño porque es algo que ella no tuvo cuando creció, ya que fue adoptada. Quiere dar ese amor y esa conexión a sus hijos pero no puede tenerlos. Como comienzo de una película, eso nos pareció muy oscuro. Pero la película se vuelve aún más oscura y eso es bastante divertido”, expresó el director.

Siendo una película de terror eso le permitió explorar otro tipo de temas que en otro tipo de géneros no puede. “Si empiezas una cinta (que no sea de terror) con una mujer que ha perdido a su hijo y que sufre maltratos por parte de su marido realmente no hay ningún lugar al que ir desde ahí. Pero en esta película, es algo así como el trampolín para nuestra protagonista para descubrir quién es, qué le está afligiendo y por qué ese asesino está matando gente a su alrededor y la está persiguiendo”, añadió..


La cinta ya se encuentra en las salas de cine.