• DroideTV

Scarlett Johansson demanda a Disney

La película Black Widow estableció un récord de taquilla por la pandemia recaudando 218 millones de dólares en su primer fin de semana.

Scarlett Johansson está demandando a Disney por incumplimiento de contrato luego de que transmitiera Black Widow al mismo tiempo que su estreno cinematográfico. El filme fue un éxito en taquilla el primer fin de semana, sin embargo cayeron drásticamente y Johansson argumenta que se vio privada de ganancias potenciales.


Por su parte, Disney dijo que había "cumplido plenamente" con su contrato y que su caso "no tenía ningún mérito". Johansson dijo que Marvel Studios, que es propiedad de Disney, le prometió que Black Widow sería un "estreno teatral". Dijo que había entendido que esto significaba habría una "ventana" de tiempo antes de que se transmitiera en la plataforma, y regularmente ese es un período de espacio de 90 días.


Durante la pandemia, varios estudios de Hollywood optaron por pasar por alto los cines, muchos de los cuales habían sido cerrados, y lanzar sus películas en línea. Ahora que la mayoría de los cines han reabierto, Disney, junto con Warner Bros, ha optado por mantener una estrategia de estreno dual.


Fuentes cercanas a la actriz, cuyo salario se basó en la actuación de taquilla de la película, proyectan que perdió 50 millones de dólares, según informes de los medios.


Disney respondió afirmando que la estrategia de liberación dual había "mejorado significativamente la capacidad [de Johansson] de ganar una compensación adicional además de los 20 millones de dólares que ha recibido hasta la fecha".


En una declaración la empresa de Mickey Mouse dijo que su acción legal fue "especialmente triste y angustiosa por su insensible desprecio por los prolongados efectos globales de la pandemia".


El agente de Johansson respondió, acusando a Disney de tratar "descaradamente" de difamar a su cliente: "Scarlett ha sido socia de Disney en nueve películas, que le han ganado a Disney y a sus accionistas miles de millones", escribió Bryan Lourd en un comunicado.

“La compañía incluyó su salario en su comunicado de prensa en un intento de convertir su éxito en un arma como artista y empresaria, como si eso fuera algo de lo que debería avergonzarse. El ataque directo de Disney a su persona y todo lo demás que implicaron está por debajo de la empresa con la que muchos de nosotros en la comunidad creativa hemos trabajado con éxito durante décadas".

Matt Mueller, editor de la publicación Screen Daily, dijo que esperaba que la disputa se resolviera a puerta cerrada antes de que llegara a un tribunal.


"Es sorprendente que Disney lo dejara llegar a esta etapa, dado que Warner Bros pudo negociar con el talento que le molestó cuando tomó la decisión de ir día y fecha entre los cines y HBO Max por sus títulos de 2021", dijo a la BBC.


"Creo que otras estrellas verán cómo avanza el caso de Scarlett, mientras que los estudios con plataformas de transmisión complementarias ya analizarán los pasos contractuales que deben tomar para evitar futuras acciones".


Cualquiera que sea el resultado del caso de Johansson, Mueller duda que haga que Disney cambie su estrategia de lanzamiento dual.


"El jefe final de Disney son sus accionistas y ellos quieren que Disney + tenga un gran éxito. Pero podría hacer que los mejores talentos se lo piensen dos veces si no creen que pueden obtener los exhorbitantes pagos que los estrenos teatrales han podido generar para las estrellas en el pasado", añadió.